Muere el diseñador Jesús del Pozo

 

El modisto madrileño, que tenía 64 años, ha sido todo un referente de la moda desde los años ochenta.

Su pasión por las artes escénicas le llevó a involucrarse completamente en la creación del vestuario para obras de teatro, ballet, cine y ópera, colaborando con directores de la talla de José Carlos Plaza, Bob Wilson, Fernando Trueba o el director artístico del teatro Arriaga, Emilio Sagi.

La moda se ha quedado sin uno de sus grandes referentes. Jesús del Pozo fallecía ayer a los 64 años de edad, según informaba la Asociación de Creadores de Moda (ACME). Trajes de novia, lencería, joyas, accesorios, perfumes e incluso ropa de hogar. Ningún proyecto pareció resistirse a este diseñador inquieto, que incluso llegó a comenzar los estudios de Ingeniería Industrial y que más tarde dio el salto al diseño de muebles y a la arquitectura de interiores.

Influenciado por los movimientos pictóricos y musicales, Del Pozo terminó adentrándose finalmente en el mundo de la moda. París fue la ciudad que vio nacer su primera colección. Comenzó con la moda masculina en 1974 y ese mismo año abrió su primera tienda en la madrileña calle Almirante, la calle que le vio nacer. Con el cambio de década, el diseñador madrileño presentó su primera colección para mujer. La elegancia de sus propuestas sedujeron a los expertos, al mismo tiempo que la fuerza de su universo convenció en los mercados internacionales, especialmente en el japonés. El final de los ochenta marcó el principio de su aventura japonesa y el reconocimiento a su trabajo, recibiendo el Premio Cristóbal Balenciaga al mejor Diseñador español.

1992 fue un año mágico para Jesús del Pozo. El diseñador amplió horizontes y quedó cautivado por el misterio y la magia de la perfumería. Ese mismo año lanzó la primera fragancia de las once que actualmente se poseía en el mercado. En esta misma época, Jesús del Pozo comenzó la producción industrial de sus colecciones de prêt-à-porter y presentó, a su vez, su primera colección de trajes de novia.
 

Jesus Del Pozo-  Wedding Dresses 2012 Collection

El diseñador continuó incrementando su línea de moda con nuevos productos: accesorios, gafas, ropa para la casa, etc… Durante esta época, se trasladó a un nuevo estudio en Ronda de Toledo, un "laboratorio de ideas" donde, junto a su equipo de diseño, continuó investigando nuevos conceptos, materiales y formas. Una labor creativa que se ha visto reflejada cada temporada en sus colecciones para Cibeles.

Su pasión por las artes escénicas le llevó a involucrarse completamente en la creación del vestuario para obras de teatro, ballet, cine y ópera, colaborando con directores de la talla de José Carlos Plaza, Bob Wilson, Fernando Trueba o el director artístico del teatro Arriaga, Emilio Sagi.

Sus trabajos más destacables en este ámbito fueron para el ballet inspirado en García Lorca producido por Aída Gómez y José Antonio Ruiz presentado en el Festival de Granada (1998), y el vestuario del ballet Las Cuatro Estaciones del Ballet Nacional de Cuba, de Alicia Alonso.

El proyecto que más le marcó, según confesó el propio diseñador en más de una ocasión, fue la creación de los 500 figurines del vestuario para la obra Carmen de Bizet, ópera producida por el Teatro Real para la temporada 98-99 bajo la dirección escénica de Emilio Sagi.

Al año siguiente, volvió a colaborar con Emilio Sagi en la zarzuela El juramento producida por el Teatro de la Zarzuela.
Fuente: Deia. m. redondo – Domingo, 14 de Agosto de 2011.
Selección fotográfica Danza Ballet.


Jesus Del Pozo – Wedding Dresses 2012 Collection

© 2005 – 2011 Danza Ballet

 

00025