Hacia arriba

Danza Ballet

#

Gala española de danza universal

1 julio, 2008
Imprimir

Por Iratxe de Arantzibia

El aura de excelencia de la gala de danza en la Expo Aichi 2005 creaba unas expectativas muy altas para el espectáculo homónimo de la Expo Zaragoza 2008, destinada a concienciar sobre el uso racional del líquido elemento.

Sin embargo, la Gala Española de Danza Universal no alcanzó ese nivel de legendaria exquisitez predicable del espectáculo en el país del sol naciente.

Quizás, muchos balletómanos habíamos creído como dogma de fe en la imbatibilidad del producto patrio en asuntos de danza y va y lo que Raúl Cárdenes nos había preparado era eso: una gala, ni más ni menos, ni mejor ni peor que otras. Por eso, la sensación fue agridulce, porque ante el público asistente sólo se presentó un programa compuesto por diez piezas, de las cuales la mitad eran de danza española, y un buen puñado de intérpretes patrios, pero ¿dónde estaba el Santo Grial de todas las galas? Como director artístico, Cárdenes buscó ofrecer diferentes vertientes de los estilos de danza, creando un programa ecléctico con muestras de danza española, las más, clásico, contemporáneo y neoclásico.

El Palacio de Congresos de la Expo Zaragoza, a medio aforo, aplaudió con entrega la propuesta, aunque algunos no conseguimos vislumbrar más allá de una gala lineal y con un reparto repetido hasta la saciedad en muchas galas españolas. Quizá nos habían vendido la madre de todas las galas, cuando, realmente fue sólo un espectáculo más, pero vayan por adelantadas las felicitaciones a Raúl Cárdenes, por lo dificultoso de la confección de un espectáculo de estas características.

La baja por lesión de Lucia Lacarra y José Carlos Martínez escoró más aún el programa hacia la parte española, toda vez que tuvo que ser alterado el orden previsto. Una mezcla de baile clásico español, escuela bolera y flamenco, interpretada por Gala Vivancos, Nani Paños y Rafael Estévez, sobre las Sonatas del Padre Soler, inauguró la velada. Las briosas “Goyescas” de Lola Greco dieron paso al fantástico dúo de Goyo Montero y Sara Portilla, “Quien fuera abrigo”, con música de Serrat y coreografía del madrileño, pieza con la que la gala comenzó a tomar pulso.

El solo de Igor Yebra, “Cisne XXI”, recreó con esplendor los momentos antes de perecer de un cisne en una adaptación masculina de la obra creada para Anna Pavlova, en 1907, sobre la partitura de Camille Saint-Säens. De la mano de la pareja Laura Hormigón-Óscar Torrado vinieron los momentos más mágicos de la velada, con su interpretación de un paso a dos de “Don Quijote”. Gran complicidad en el matrimonio de artistas, brillantes en su variación y sublime la zaragozana desgranando fouettés y cambiando la dirección de su torso. Muy aplaudida su participación.

La otrora figura del Ballet Cullberg de Suecia y su ex director, es decir, Ana Laguna y Mats Ek pusieron la nota entrañable, en una interpretación más teatral que dancística, la cotidianeidad de una pareja, recordada por un miembro de la misma en el momento de la separación, en la obra “Memory”. Excesivamente breve el paso de Olga Pericet, quien cedió el testigo al Nuevo Ballet Español (Ángel Rojas y Carlos Rodríguez), en un duelo de duende, técnica y arte con “El Alma”.

Un poco soporífero resultó el homenaje “A Mariemma y Vicente Escudero”, interpretado por Miguel Ángel Berna y Mayte Bajo. Para cerrar, Nacho Duato presentó e interpretó un fragmento de “Multiplicidad. Formas de silencio y vacío”, pieza con la que obtuvo el Premio Benois de la Danse en 2000, y resultado del encargo de Weimar, capital cultural europea 1999, con el que se homenajeaba al compositor Johan Sebastian Bach. Con un prólogo interpretado en forma de solo por el propio Duato, el extracto se centró en un célebre paso a dos entre Bach (Dimo Kirilov, Bailarín Principal de la CND) y un cello (Inês Pereira, Bailarina de la CND), con una clara inspiración en el estilo kyliano, tan arraigado a parte de la carrera coreográfica del creador valenciano.

La lesión de unos, la complicada agenda de otros y la repetición de muchas caras hicieron de la Gala Española de Danza Universal un espectáculo ya visto, poco variado y con una sequía de novedades a examinar. En la actualidad, se calcula que hay cerca de trescientos bailarines españoles en el extranjero. Quizás sea momento de empezar a mostrar la savia nueva de una prometedora generación destinada a relevar a la actual. Por otra parte, la universalidad de la danza no parece quedar bien reflejada en un programa cuyo 50% es danza española y sólo cuenta con una pieza clásica. Decía Boris Trailine, conocidísimo gestor de espectáculos, que una gala de envergadura ha de ser variada y contar con una pieza de flamenco.

Pese a todo, la Gala Española de Danza Universal sí fue la excusa para mantener en vilo al mundo de la danza en este país. Además, la Expo Zaragoza, el río Ebro fluyendo y ‘La Pilarica’ al fondo fueron un marco idóneo, que no ha de evitar una profunda reflexión sobre la escasez de nuevas propuestas…aunque, quizás, el error estuvo en que los balletómanos de pro creímos haber encontrado la panacea y no nos conformamos con un espectáculo al uso.

Gala Española de Danza Universal. Expo Zaragoza 2008
Piezas: 1er. Acto: “Sonata” (Rafael Estévez y Nani Paños), “Goyescas” (Lola de Ronda y Lola Greco), “Quien fuese abrigo” (Goyo Montero), “Cisne XXI” (Igor Yebra), “Don Quijote” (Marius Petipa-Alexander Gorsky) / 2º Acto: “Memory” (Mats Ek), “Chanta la mui” (Olga Pericet), “El Alma” (Ángel Rojas y Carlos Rodríguez), “A Mariemma y a Vicente Escudero” (Miguel Ángel Berna y Mayte Bajo), “Multiplicidad” (Nacho Duato).
Dirección artística: Raúl Cárdenes.

Bailarines: Gala Vivancos, Nani Paños y Rafael Estévez/ Lola Greco/ Sara Portilla y Goyo Montero/ Igor Yebra/ Laura Hormigón y Óscar Torrado/ Ana Laguna y Mats Ek/ Olga Pericet/ Ángel Rojas y Carlos Rodríguez/ Miguel Ángel Berna y Mayte Bajo/ Nacho Duato, Inês Pereira y Dimo Kirilov. Palacio de Congresos (Expo Zaragoza), 24 -Junio-2008.

colaboradores  Gala española de danza universal
Coreografía “Multiplity, Forms of Silence and Emptyness” de Nacho Duato. Bailarina Polina Semionova. Foto Fernando Marcos 

© 2008 Danza Ballet

Ballet de Stuttgart Un Hamlet elocuenteShakespeare y el ballet, Shakespeare y el cine…, en fin, un tema largo, casi siempre renovado, pues es ese el poder del “Cisne de Avon”.Por  Isis Wirth (Munich)El Stuttgarter Ballett (dirigido por Reid Ander...
William Forsythe. The fact of matter El Museo de Arte Moderno de Francfort del Meno ha inaugurado este sábado 17 de octubre una singular exposición interactiva realizada por el bailarín y coreógrafo estadounidense William Forsythe (Nueva York, 1949), en la que los visitantes pueden danz...
Estreno mundial del ballet Petite Messe solennelle de Martin Schläpfer en Düsseldorf El espectacular y audaz ballet b32 - Petite Messe solennelle, del coreógrafo suizo Martin Schläpfer, con música homónima de Gioacchino Rossini (1792 - 1868), fue estrenado por la compañía Ballett am Rhein con gran éxito este viernes 2 de junio en la ...
Pina Baush Tanztheatre Wuppertal   "Ten Chi", que en japonés significa "cielo y tierra", es nueva creación de Pina Bausch que se estrenó en 2004 en Wuppertal. La coreógrafa Pina Bausch se interna en un nuevo universo a trav&ea...
Ballet Nacional de Cuba en el Brooklyn Academy of Music   No hay magia, sino reciclaje en el programa del Ballet Nacional de Cuba “La Magia de la Danza”, presentada por el Ballet Nacional de Cuba durante cuatro días en el Brooklyn Academy of Music, daría cierre al Festiv...
Black Swan: oda al anti-ballet   Darren Aronofsky, el director de “Black Swan”, quiso hacer un filme no sobre el ballet ni en sí ni para sí, sino utilizarlo en vistas al eterno tema literario del doble. Más acaso le hubiese valido que hicie...

Ballet Barcelona - Carolina de Pedro Pascual

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies y Google Analitycs para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas, y de nuestra política de cookies, privacidad y RGPD ACEPTAR

Aviso de cookies